Hasta siete tortugas diarias sacrifican depredadores humanos

0
278

El principal depredador del planeta, el ser humano, sigue haciendo de las suyas en esta región. Hasta siete tortugas diarias han llegado a ser sacrificadas tan solo en Boca de Tomates en la temporada alta de arribo de la especie a la bahía que inició este mes de junio, informó Carlos Alberto Hernández Mora, presidente de la asociación civil Nakave, que cuenta con un campamento escuela tortuguero en esa zona.

A esta escandalosa situación, informó el experto, se suma el robo de 10 a 15 nidos de tortuga por noche con unos 50 huevos cada uno, ya que dada la amplia extensión de playa entre Boca de Tomates y Boca Negra, es imposible para este grupo hacer una vigilancia integral y constante.

En conferencia, con el apoyo de la Asociación de Residentes de Marina Vallarta dieron a conocer esas cifras:

“Hasta el 50 por ciento de las tortugas que llegan a las playas de este puerto arriban a la zona de Marina Vallarta, ya que entre Boca Negra y Boca de Tomates se encuentra la única franja semi virgen de playa que ofrece más tranquilidad a las tortugas, sin embargo, carece de vigilancia suficiente por parte de las autoridades”.

Sobre los robos de nidos de tortuga, el dirigente ecologista mencionó que los responsables suelen ser los mismos vecinos de la zona de Boca de Tomates y Las Juntas, quienes rebasan en número a los integrantes de la asociación que realiza labores de vigilancia con personal y equipo limitado.

“A partir de este mes se estarán realizando patrullajes nocturnos, recolección e incubación de huevos para posteriormente liberar las crías al mar”.

La asociación civil Nakave, tiene como objetivo desarrollar e implementar programas de conservación de flora y fauna silvestre basados en el desarrollo sustentable y hace un llamado a la sociedad para proteger a las tortugas y si se ve llegar alguna a desovar reportarla a las autoridades o a su asociación para que se les proteja. Su teléfono es el 322 153 44 07.

La temporada de llegada de tortugas de la especia golfina inicia en junio y culmina en diciembre, periodo en el que regresan a desovar al mismo lugar donde nacieron. Después de 45 días de incubación, la temporada de eclosión de tortugas comienza en julio.