Celebran comerciantes reubicación de vendedores del Cuale

Local de mercado

Locatarios y empleados de la Avenida México, en la colonia 5 de Diciembre, opinaron que era ya necesario que se reubicaran a los comerciantes del Mercado Municipal del Río Cuale que estaban en el parque Hidalgo, dado que sus ventas bajaron mucho desde que ellos se instalaron ahí, ahora esperan recuperar ingresos ya que deben rentas y tienen que pagar los servicios básicos. 

Te puede interesar: Regresan a comerciantes del Cuale al mercado

Cabe mencionar que ya se retiraron del parque Hidalgo los comerciantes pertenecientes al mercado del Río Cuale que fueron afectados por el huracán Nora y que la pasada administración los reubicó en la explanada de ese lugar. Sin embargo, pasaron más de dos meses y comenzaron las bajas ventas para los locatarios de la Avenida México, lo cual provocó molestia de estos y desde hace varios días han tocado puertas por todos lados para que ya los retirarán a estos del parque.

Locatarios en mercado

Por lo que este jueves ya no estuvieron, solo el personal del Ayuntamiento que ha estado recogiendo los toldos y las instalaciones eléctricas para dejar listo el parque. En este sentido, dueños de los locales de la Avenida México, comentaron que es un alivio ya que habían bajado sus ventas y por ende se han atrasado con el pago de las rentas, así como de los empleados.

Al respecto, la señora Amparo Islas, quien es trabajadora de uno de los locales de la Avenida México, comentó que entendían que estaban afectados los comerciantes del mercado, pero ya había pasado mucho tiempo para que no fueran reubicados.

Te podría interesar: “Pocas ventas pero sale para comer”: locatarios del Cuale

Toda vez que también como empleada se vio afectada que no le pagaran a tiempo pero era comprensible porque no había ventas, el turista mejor iba a los locales de la explanada del parque, por lo que consideró que ya estarán un poco más tranquilos y enfocarse tanto los dueños como empleados a recuperar ventas. 

Cabe resaltar que algunos vendedores se reubicarán en el mercado y otros en la calle Encino. Sin embargo, tienen la preocupación de que no haya turismo ya que hay máquinas aún trabajando; hay polvo y los visitantes no se arriesgan a entrar.

Comparte