Los migrantes fallecidos bajo custodia del INM 

Estación migratoria del INM

El pasado 19 de agosto, una joven de 22 años originaria de Estados Unidos murió en la estación migratoria de Iztapalapa, en la Ciudad de México; el Instituto Nacional de Migración dijo que la causa de muerte fue una “congestión visceral generalizada”.

Te puede interesar: México deporta a menor de edad con discapacidad

Con ella, se cuentan al menos 26 personas fallecidas en estancias migratorias desde el 2015. 

 

Los fallecidos en el 2020

  • Un hondureño de 40 años se suicidó en la estación migratoria Guadalupe, ubicada en Monterrey.
  • Un guatemalteco de 31 años se asfixió durante un motín en la estación de Tenosique, Tabasco.
  • Un salvadoreño de 41 años murió en el Hospital Enrique Cabrera de la Ciudad de México; fue la primera víctima de COVID al interior de un centro de detención migratorio.

Este último es un punto a considerar ya que a pesar de que en México se contabilizan 292 mil muertos por Coronavirus, el INM asegura que solo una persona murió en las instalaciones.


Los fallecidos en el 2019

El primer año que gobernó Andrés Manuel López Obrador se registraron cuatro fallecidos:

  • Tres murieron víctimas de un infarto (dos en Tapachula y una en Monterrey)
  • Una niña de diez años que cayó de una litera en la estación de Iztapalapa y nadie la auxilió.

 

Sexenio de Enrique Peña Nieto

El resto de los fallecidos se registraron en el sexenio de Enrique Peña Nieto.

  • En el 2018 murieron un hondureño que se suicidó en Tapachula y un español que murió de un infarto en la Ciudad de México.
  • En el 2017, cuatro migrantes perdieron la vida en Tepeji, Mazatlán, Matamoros y Tijuana.
  • En el 2016 fueron seis fallecidos.
  • En el 2015 se registraron cinco, y dos fueron suicidios.

La directora del Instituto para las Mujeres en la Migración (Imumi); Gretchen Kuhner, dijo:

“En las estaciones cada vez es más difícil saber el trato que reciben los migrantes, por la dificultad de monitorear. Habría que revisar las cifras y cotejarlas con otras fuentes. Aún si fueran 25, es mucha gente que se ha muerto bajo custodia. Muchas veces es por maltrato o por negligencia médica”.

 

La impunidad

La activista Kuhner hizo hincapié a que a esta terrible situación debemos sumarle la impunidad:

“Es increíble que la gente se pueda morir y que no haya responsables”.

La directora de la ONG Sin Fronteras enfatizó que es el INM el que se debe hacer cargo de reducir la política de detención, pues las detenciones masivas no solo resultan muy caras en términos monetarios, sino que conllevan siempre, indudablemente, a violaciones graves de los Derechos Humanos fundamentales:

“No le dan derecho a la gente a la información, no respetan mínimos derechos ni a solicitar asilo. Los asustan, los amedrentan, es difícil tener acceso a servicios legales”.

Te podría interesar: En México se desconocen cifras de migrantes desaparecidos

Comparte