Se queda en la cárcel ‘Lady Camaro’

La joven es acusada de homicidio, daño a las cosas, lesiones y abandono de personas a título de culpa grave.

Guadalajara.- Se queda en la cárcel Lady Camaro. El juez quinto de lo penal, Juan Paulo Dávalos, decretó prisión preventiva oficiosa a Keyla Jaquelín “N” de 18 años, por un periodo de 144 horas en lo que se determina si es vinculada a proceso.

La joven es acusada de homicidio, daño a las cosas, lesiones y abandono de personas a título de culpa grave, esto tras el accidente ocurrido el pasado 28 de diciembre en el Circuito JVC, en la colonia El Bajío, al poniente de Zapopan.

“Creo que empezamos a tener este mensaje que nosotros hemos venido hablando de algunas entrevistas que es un hecho tan lastimosa pero sobre todo bajo estas circunstancias que se dan no puede ser tratado como cualquier otro tipo de homicidio culposo”, dijo Joaquín McGregor, abogado de Gerardo del Río, quien perdió la vida en el accidente.

El juez justificó su decisión en que Keyla Jaquelín podría evadirse de la acción de la justicia ya que no comprobó su arraigo domiciliario, tampoco demostró estar estudiando, no cuenta con un empleo fijo y tiene pasaporte vigente. La audiencia inició a las 11:50 horas de la mañana con la petición de la defensa de que se pospusiera la audiencia para que pudieran llegar a un acuerdo económico con las víctimas. También solicitaron que la audiencia fuera privada ante las amenazas que recibió la joven a través de redes sociales.

El juzgador determinó que la audiencia fuera pública y negó la solicitud de postergarla bajo el argumento de que tiene que ser el juez de control quien determine que el caso se resuelva a través de métodos alternos.

“Nosotros estamos en la total disposición de llegar a un mecanismo alterno la solución del conflicto”, comentó, Keila ‘N’, la imputada quien además se mostró tranquila durante las casi 7 horas que duró la audiencia; pocas veces tuvo contacto visual con las víctimas presentes en el lugar así como con los padres de Gerardo del Río, el hombre que falleció en el percance. A las 14:00 horas el agente del Ministerio Público formuló la imputación por los delitos de daño a las cosas, homicidio, lesiones y abandono de personas. El representante social hizo del conocimiento del juez el resultado de causalidad vial emitido por Ciencias Forenses, que concluyó que el camaro era conducido a una velocidad cercana a los 97.6 kilómetros por hora en una vía cuya velocidad máxima es de 50 kilómetros. También se narró cómo ocurrió el accidente: “una de las llantas del camaro chocó contra el machuelo del camellón, después se proyectó contra dos motocicletas marca Italika estacionadas, posteriormente embistió a las personas que observaban los arrancones, para finalmente estrellarse contra tres vehículos”. De igual manera, se reveló el resultado de la necropsia practicada al cuerpo de Gerardo del Río, concluyó que su muerte fue consecuencia traumatismo craneoencefálico que comprometió los órganos internos. Tras dos horas de debate entre los asesores jurídicos de las víctimas y los abogados de la imputada, el juez cuestionó a Keyra si era su determinación acogerse al término constitucional de 144 horas para la resolución de la vinculación a proceso, a lo que ella aceptó.

El juez abrió el debate sobre las medidas cautelares. El Ministerio Público señaló que de acuerdo con el informe procesal de riesgos, la joven no estudia, no trabaja, vive con sus padres y cuenta con un pasaporte vigente hasta el 2021, lo que le permite abandonar el país. Además, el Ministerio Público señaló que la imputada escapó del lugar dejando abandonadas a las víctimas, y que no se le pudo practicar el examen de alcoholemia ni el toxicológico para conocer si al momento del percance iba en estado inconveniente. A las 17:45 horas el juez quinto de lo penal decretó prisión preventiva oficiosa a Keyla Jaquelín de 18 años por un período de 144 horas, fijó para el próximo lunes la audiencia a celebrarse a las 10 de la mañana. Ese día el juez podría vincular a proceso a la joven, así como modificar o confirmar la prisión preventiva oficiosa. Keyla Jacquelín fue retirada del lugar esposada y bajo tutela de una custodia.

Cortesía: Milenio