Reflexiones cotidianas El mundo es una ilusión II

 

Ultima parte

 

Si nuestro Ser es inmortal por qué nos preocupamos por el tiempo, por los años, los siglos o los milenios. No sabemos cuántas vidas hemos vida, en cuántos cuerpos hemos llegado, en qué mundos o países hemos vivido antes. Es un misterio, misterio que para muchos es ficción. No lo es para aquellos grandes maestros, Rishis, yoguis, turkus que pueden recordar sus vidas pasadas. Estas vidas se pueden recordar a través de la meditación, experiencias con enteógenos, en los sueños o con hipnosis.

Estima Sivananda que el tiempo es concebido como un modo de la mente. El tiempo es una creación mental. El tiempo es un truco o juego de manos de la mente. El tiempo también es una ilusión. Brahman, Dios, está más allá del tiempo. Es la eternidad. Hay un tiempo local. Si son las 12 en Madrás, son las 12.23 en Calcuta. La 1 en Rangún, la 1.30 en Singapur, las 6.30 en Londres, las 12.30 en Chicago y la 1.30 en Nueva York. ¿Qué es todo esto? No hay uniformidad. ¿No indica esto que el tiempo es una creación de la mente? Por ello los maestros indican que te vayas más allá del tiempo y descansa en el Brahman, en el Dios atemporal, eterno e imperecedero.

Lo más visto