Reflexiones cotidianas Deseos y tentaciones

Reflexiones cotidianas  Deseos y tentaciones
“Considero más valiente al que conquista sus deseos que al que conquista a sus enemigos, ya que la victoria más dura es la victoria sobre uno mismo.” Aristóteles. Todos los grandes maestros nos han hablado de los deseos y las tentaciones y sus repercusiones en nuestras vidas. Krishna, Buda y Jesús fueron tentados para que cayeran en el error; los tres los superaron y hablaron de ello. Un deseo es la fuerte inclinación o el gusto por la consecución, el conocimiento y el disfrute de alguna cosa, que en muchas situaciones incluso puede pasar de ser tan solo una fuerte inclinación para convertirse directamente en una incontrolable necesidad por saciar ese gusto o disfrute, lo que viene a provocar el sufrimiento. El interés, la pasión, el afecto por otros, la búsqueda del éxito y el apego por la vida misma son inclinaciones que se convierten en causa de sufrimiento, pero también son un componente esencial de nuestra humanidad. Krishna, por su parte sostiene que nosotros estamos enredados en este mundo material debido a los sentidos descontrolados. El proceso de yoga está destinado para controlar esos sentidos.
Comparte