PREVENCIÓN ANTE TODO “Educar sin violencia, se puede”

PREVENCIÓN ANTE TODO    “Educar sin violencia, se puede”
Socialmente se ha normalizado la violencia a tal grado que ya no tan fácilmente la sociedad se impresiona de la misma. La violencia ha ganado terreno y ha permeado la manera en que nos comunicamos con los demás o nos relacionamos. En la crianza de los hijos no es distinto. Educar a los hijos (quienes los tenemos) sabemos que no es una tarea fácil, sin embargo esto no es una justificante para que los padres recurran a diversas prácticas violentas para tratar de “disciplinarlos”. La violencia ha sido un “método” al que se ha recurrido para la crianza de los hijos, algunos de los padres recurren a este método repitiendo las agresiones que sufrieron en su infancia, lo curioso es que siendo conscientes de que este tipo de actitudes van o pueden influir de manera negativa en la salud emocional de sus hijos e hijas.
Comparte