“No haya aprendido de la historia”

0
107

Al paso que vamos y si no toman conciencia partidos políticos y la sociedad, en el 2030 volveremos a tener un militar en el poder, y sería después de 84 años de presidencias civiles, si eso sucediera en 2030.

Por los hechos que ya están sucediendo esto no pasará en el 2024, ya que se perfilan varios candidatos civiles por el partido en el poder y por la oposición, aunque no han abierto sus cartas, los nombres posibles que se mencionan son todos civiles.

Pero la duda que se menciona, por el enorme poder que se ha dado al ejército, fácilmente se podría revertir en el deseo de ostentar el poder político en los años siguientes.

Esperemos que el presidente entrante esté consciente de este peligro y fortalezca a la sociedad.

El presidente en turno difícilmente hará algo al respecto, sino todo lo contrario en el tiempo que le queda.

Actualmente no hay consejeros que sean escuchados, no hay ley que valga, no hay obstáculos legales que lo frenen, su gabinete está de adorno con una sumisión impresionante y en algunos de ellos una completa ineficiencia y falta de resultados como la secretaria de comunicaciones y transportes, la secretaria de salud, la secretaria de energía, de las cuales se esperan soluciones que no llegan a los problemas enormes en México.

Este sexenio prácticamente ya se acabó, los candidatos de Morena prematuramente seleccionados no tardarán en perderse el respeto entre sí, existente hasta ahora y empezarán a mover a sus huestes, debilitando a Morena, y empezarán los golpes bajos irremediablemente.

Está por verse la participación del presidente en turno en el apoyo a candidatos ya que, seguro, tendrá su candidato preferido al que seguramente apoyará.

Habrá que recordarle en algún momento, ya elegido el sucesor, la historia de Plutarco Elías Calles con Lázaro Cárdenas, en caso de que “no haya aprendido de la historia”