Mexicanos narran que sintieron miedo al vivir intento de golpe de estado en Bolivia

Al observar la llegada de militares y tanquetas a la plaza principal, se comunicaron inmediatamente con la Embajada de México en Bolivia
0
616
Militar intenta golpe estado en Bolivia

El reciente intento de golpe de Estado en Bolivia ha dejado una huella profunda en la memoria de Tania Morales y su comitiva de 18 mexicanos, quienes vivieron en carne propia este episodio que ha sacudido a la comunidad boliviana, a Sudamérica y al mundo entero.

La activista en temas de género e integrante del Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación (Copred) se encontraba cerca de la Plaza Murillo, en La Paz, cuando las Fuerzas Armadas de Bolivia tomaron el área de manera violenta, intentando derrocar al gobierno del presidente Luis Alberto Arce.

Morales, quien había viajado a Bolivia para participar en la Convención Internacional de Familias por la Diversidad Sexual, relató su experiencia en una entrevista concedida a El Universal, apenas unas horas después del suceso que ha dado ya la vuelta al mundo.

“Fue sorprendente, complicado. En principio, nos asustó, nos dio miedo y también no sabíamos qué garantías íbamos a tener siendo personas extranjeras”, explicó.

Entérate: Golpe de Estado en Bolivia: Últimas noticias de la crisis

Al observar la llegada de militares y tanquetas a la plaza principal, Morales y sus acompañantes, procedentes de Ciudad de México, Puebla, Querétaro, Sinaloa y Campeche, se comunicaron inmediatamente con la Embajada de México en Bolivia.

“La embajada nos atendió de inmediato, nos dieron indicaciones de resguardarnos en el hotel, de tener a la mano nuestros documentos y están al pendiente de nosotros”, comentó Morales.

La activista describió la situación en la Plaza Murillo como caótica, con civiles y niños gritando asustados y corriendo mientras el Ejército lanzaba bombas lacrimógenas.

“Había mucha gente gritando que no estaban de acuerdo con el golpe y apoyaban al actual presidente. Estábamos bastante cerca”, añadió Morales, quien inicialmente se mostró entusiasmada por el evento al que había viajado.

Sin embargo, la situación se tornó incierta y ahora ella y su grupo evalúan la posibilidad de trasladar la sede de la convención a otro lugar.

“No sabemos si hay garantías de permanecer aquí, aún los aeropuertos no están cerrados y parece ser que todo volverá a la normalidad, pero esperaremos a hacer contacto con la SRE para saber qué sigue”, dijo.

Entérate: Juan José Zúñiga detenido, intento de golpe de Estado en Bolivia

Morales expresó preocupación no solo por la seguridad de su grupo, sino también por otros defensores de derechos humanos de diferentes países que no han recibido apoyo de sus respectivas embajadas.

“Hay algunas compañeras y compañeros de otros países, por ejemplo, de España, que no han recibido ninguna respuesta de la embajada, entonces pues también nos preocupa un poco”, agregó.

La fundadora de la ONG Infancias Trans, en nombre de sus acompañantes nacionales e internacionales, hizo un llamado al gobierno boliviano para proteger a la población y evitar el deterioro del conflicto. La situación en Bolivia sigue siendo tensa y la comunidad internacional está atenta a los desarrollos futuros.

Efrén Urrutia