Jalisco registra avances para prevenir el paludismo

TRIBUNA DE LA BAHÍA

Puerto Vallarta, Jal.- Este 25 de abril se celebra el Día Mundial del Paludismo, una enfermedad infecciosa que transmite el mosquito Anopheles y que aún no está eliminada del país; si bien estados como Jalisco, registran grandes avances en la disminución de casos.

 

La Secretaría de Salud Jalisco (SSJ) cuenta con un programa permanente que busca eliminar la enfermedad del territorio estatal, a través de implementar acciones de prevención y vigilancia de posibles riesgos.

 

“En Jalisco se han tenido buenas estrategias y abordajes que han permitido la disminución de casos, una de ellas y que ha sido una de las más exitosas es la instalación de pabellones en las localidades de alto riego que colindan con Nayarit, y en las localidades con antecedentes de casos; y la eliminación de los criaderos, que son cuerpos de aguas naturales donde encontramos el hábitat del mosquito”, indicó la coordinadora Estatal del Programa de Paludismo de la SSJ, Elsa Gabriela Zamora Delgadillo.

 

En conferencia de prensa, informó que en Jalisco se ofrecen tanto en los servicios particulares como en los hospitales públicos acciones de prevención, diagnóstico y tratamiento oportuno dentro de las 72 horas después de la detección, según lineamientos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 

La coordinadora mencionó que con un diagnóstico precoz y tratamiento oportuno se puede eliminar la trasmisión del paludismo. En el Estado de Jalisco se cuenta con medicamentos antipalúdicos que se otorga a los pacientes con diagnóstico de esta enfermedad.

 

Zamora Delgadillo comentó que se reciben llamadas de personas que van a viajar a localidades con presencia de paludismo, a quienes se les dan recomendaciones para prevenir la infección y se les piden sus datos personales para contactarlos a su regreso y tomarles una gota gruesa de sangre una vez por semana, durante un mes, con la finalidad de descartar que estén enfermos.

 

El paludismo, también llamado malaria, es una enfermedad potencialmente mortal causada por parásitos que se transmiten al ser humano por la picadura de mosquitos hembra infectados. Los síntomas son fiebre aguda, dolor de cabeza y escalofríos y suelen aparecer entre 10 y 15 días tras la picadura del mosquito.

 

Los casos detectados en los últimos años en Jalisco son de personas que han ido a África de vacaciones, por trabajo, así como misiones y sacerdotes.

Actualmente el Estado de Jalisco está trabajando para lograr la certificación de áreas libres de paludismo.

 

En Jalisco el antecedente de casos de transmisión autóctona persistió por décadas en la zona wixárica en los municipios de Mezquitic, Huejuquilla y Bolaños; no obstante, como medida preventiva se siguen reforzando acciones de control del vector en zonas de mayor riesgo como son: Puerto Vallarta, Tomatlán, Cihuatlán, Tequila y Zapopan donde se han atendido los casos importados en los últimos años.

 

El último caso autóctono de paludismo en Jalisco fue registrado en la localidad de Carricitos del municipio de Mezquitic en el año 2014.

Edición impresa digital aquí