Francia se sale con la suya y subasta piezas prehispánicas

Piezas arqueológicas latinoamericanas, subastadas en Francia

Pese a la petición realizada por México, Colombia, Guatemala, Perú y Honduras para que no fueran subastadas piezas prehispánicas con origen latinoamericano, Francia dijo que no daría marcha atrás, pues el detener la venta de transacciones públicas es ilegal y contraproducente, además de que congela el mercado, por lo que dijo que los países que se pronuncian en contra de esto, solo querían detener una actividad que deja una derrama de millones de euros.

De acuerdo al diario LeFigaro, que obtuvo una entrevista con el presidente del Consejo de Ventas Voluntario en Francia, mencionó que el mercado público de ventas en el país es regulado, abierto y transparente, además de que cuenta con profesionales que trabajan de manera ética, y que en caso de que estas acciones incurran en algo grave o ilegal, están sujetos únicamente a las leyes francesas, no a las de otros países y en caso de tener alguna inconformidad, quien lo reclame debe mostrar que dichas posesiones son ilegales.

Además dijo que México no tiene el derecho de reclamar todos los bienes culturales precolombinos vendidos en Francia, ni mucho menos asegurar que todos provienen del tráfico ilícito y que detener este tipo de ventas solo generaría un mercado ilegal, pues los coleccioncita de este tipo de obras nunca desaparecerán.

¿De dónde surge el problema?

Esto surgió luego de que la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, pidiera el pasado 28 de octubre detener la subasta que se tenía contemplada para el día de hoy, en donde reclamaba las piezas, mediante el hashtag #MiPatrimonioNoSeVende, en donde condenaban este tipo de actividades, argumentando que la protección del patrimonio cultural y el combate al trafico ilícito de estas piezas, deben prevalecer siempre sobre los intereses comerciales.

Sin embargo, este nueve de noviembre, mediante un comunicado la Secretaría de Cultura, pidió a la casa Christie’s, la encargada de la subasta, que fuera detenida. A esta petición se sumó Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, que afirmaban que el patrimonio cultural del país, no era un mercancía.

15 piezas son robadas

El problema no termina ahí, pues el pasado lunes pues el INAH, pudo determinar mediante un dictamen arqueológico, que de las 139 piezas, 87 pertenecen a México y de esas, 15 son falsas, pues fueron manufacturadas recientemente, por lo que no tienen una valor histórico, dejando un total de 72 piezas perteneciente al patrimonio cultural mexicano, atribuidas a culturas como maya, azteca, mixteca, huasteca y olmeca.

Comparte