EDITORIAL Juicio oral (II)

Dando continuidad al primer juicio oral que se realiza en Puerto Vallarta, se destaca la poca capacitación que se le dio a la policía municipal parara poder estar a la altura del nuevo Sistema de Justicia Penal, lo cual sería un golpe duro y directo a la justicia.
Se ha demostrado en otros lados, que una deficiente tarea de las primeras personas que acuden a una escena del crimen (regularmente la policía), puede provocar que posibles delincuentes puedan librar la cárcel por estar viciado el proceso de recaudar pruebas y asegurar la escena del ilícito.
Desgraciadamente, es real la falta de capacitación de la policía municipal y de sectores que intervienen en una escena del crimen, que muchas ocasiones será aprovechado por los abogados para desestimar las pruebas, dejando un resquicio para que la justicia no se aplicada en su cabalidad.
Es urgente que policías, fiscales, peritos, etcétera, se capaciten día a día para estar a la altura que se necesita para tener un país con mayor justicia y frenar la impunidad que reina en el país, que en algunos casos es hasta del 98 por ciento.
Actualmente, los policías acudieron al Centro Universitario de la Costa (CUC) a fin de tomar el curso “integración en las carpetas de investigación” impartido por el Juez Primero de lo Penal, Héctor Miguel Godínez Morales, a fin de los policías realicen un mejor trabajo y con ello una mejor impartición de la justicia.
Es importante que no sea el primero y el último curso. Es necesario una capacitación diaria de los policías municipales y dar más certeza al nuevo Sistema de Justicia Penal en el país.
En este curso, presentado por el comisario Jorge Hernández Valencia, comisario de Puerto Vallarta, aseguró que será el primero de muchos pasos que se estarán dando en conjunto entre policías y autoridades.
Eso es lo mínimo que espera la ciudadanía de sus autoridades.

Lo más visto