¿Qué es el Estado de Excepción que decretó Ecuador?

0
765

Luego del asesinato del candidato presidencial ecuatoriano Fernando Villavicencio, el mandatario de Ecuador, Guillermo Lasso, declaró estado de excepción en todo Ecuador durante 60 días.

“Las Fuerzas Armadas a partir de este momento se movilizan en todo el territorio nacional para garantizar la seguridad de los ciudadanos, la tranquilidad del país y las elecciones libres y democráticas del 20 de agosto”, dijo Lasso en una alocución difundida por YouTube.

Cabe mencionar que se mantiene fecha de elecciones a pesar de asesinato del aspirante a la presidencia.

“La fecha de las elecciones previstas para el 20 de agosto se mantienen inalterables, en cumplimiento del mandato constitucional y legal”, dijo la titular del Consejo Nacional Electoral (CNE), Diana Atamaint, en una declaración conjunta con el presidente Lasso divulgada por YouTube luego de una reunión del gabinete de Seguridad y altos funcionarios de otras entidades estatales.

¿Qué es el Estado de Excepción que se estableció tras asesinato de Fernando Villavicencio?

En palabras simplificadas los estados de excepción alteran las reglas de una relación desigual entre el estado y los ciudadanos.

Los Estados de Excepción pueden ser declarados por el poder ejecutivo, pero deben ser autorizados por el poder legislativo. La duración de los Estados de Excepción suele ser limitada, y al final de su plazo, los derechos y libertades fundamentales deben ser restablecidos.

De igual manera, son una medida excepcional que debe utilizarse solo cuando sea estrictamente necesario para proteger la seguridad nacional o el orden público. El uso de los Estados de Excepción debe estar limitado en tiempo y en contenido, y debe respetar los derechos humanos fundamentales.

Algunos ejemplos de Estados de Excepción son:
– El estado de guerra, que se declara en caso de conflicto armado internacional.
– El estado de sitio, que se declara en caso de grave alteración del orden público.
– El estado de excepción, que se declara en caso de catástrofe natural o epidemia.