Discapacitados piden respeto, oportunidades laborales, capacitación y no obstaculizar las banquetas

Puerto Vallarta. – El pasado 12 de noviembre, el primer visitador general de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, Ismael Eslava Pérez, presentó los indicadores para el monitoreo de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, para su empoderamiento, además de su promoción, protección y evaluación de las políticas públicas implementadas a favor de este importante sector de la población son un componente importante de esta labor.

Entrevistado al respecto, Oscar Puga Cruz, coordinador del Consejo Municipal para la Atención e Inclusión de Personas con Discapacidad, señaló que la realidad en Puerto Vallarta sigue siendo de falta de respeto, capacitación, no bloquear banquetas y oportunidades laborales para ellos.

Indicó que en el 2014 hubo un monitoreo en la ciudad y que realizarán otro censo, pero no ha encontrado información actualizada. Informó que en Puerto Vallarta tienen registradas a un poco más de 1 mil personas con alguna discapacidad física, en su mayoría motoras, visual, auditiva, intelectual y habla. Subrayó que este millar es solo la gente que necesita moverse en la ciudad, pero consideró pueden ser tres veces más la población afectada.

Ponderó como principales necesidades: “El respeto, que se traten como personas; el apoyo, estamos de acuerdo no deberían vivir de una limosna, entonces abrirles oportunidades de capacitación, para que puedan adquirir empleos, que el sector empresarial les de oportunidad; derecho a la educación, acceso a las escuelas”

En el marco de la entrega de credenciales y tarjetones de COMUDIS, organizado por la Dirección de Desarrollo Social del Ayuntamiento, donde se reunieron aproximadamente 700 personas, Oscar Puga nos compartió que otra barrera en Vallarta es la falta de capacitación y sensibilización a los maestros para tratarlos adecuadamente, así como adecuación en infraestructura urbana, así como la obstrucción e invasión de la vía pública.
Reconoció que las nuevas calles que se construyen ya incluyen rampas y accesos, sin embargo otro problema es el considerable aumento la invasión de la vía pública, pues hay negocios que han levantado estructuras, barreras y sacado mesas y sillas, ante lo que señaló todo lo que está en una banqueta les afecta para movilizarse.
Ante lo que recomendó: “Si van a autorizar algún negocio sobre banquetas, que dejen los accesos para personas con discapacidad en sillas de ruedas y ciegas, también mamás con carriolas, adultos mayores con movilidad reducida”, indicó les ha tocado turnar peticiones a Reglamentos, o autoridad correspondiente, para que actúen conforme a la ley.
Con estas credenciales, además de identificación en un padrón municipal para beneficios de sus distintos programas, pueden acceder a apoyo en transporte público, laboratorios, clínicas, doctores y farmacias, así como los tarjetones para vehículos. Para tramitarlas pueden acudir a sus oficinas en Rio Tíbet, 324 colonia Agua Azul.

Edición impresa digital aquí