La popularidad de las CryptoFintech dentro de México

Criptomonedas

La importancia del crecimiento de las criptomonedas en México

Actualmente, gran parte de las personas conoce, al menos de manera básica, qué es una criptomoneda. Lo cierto es que es un concepto revolucionario, algo similar al que significó la posibilidad de hacer apuestas online en casinos virtuales, como puede ocurrir con el Código Bonus México que puedes usar a tu favor.

Pues bien, este país del norte se encuentra pensando en un ecosistema de criptomonedas, con el objetivo de generar leyes que puedan estar a favor de estos instrumentos financieros. La idea surgió de un estudio, conocido como el Estado Legal de los Criptoactivos en el Mundo, que busca tener una noción sobre qué estrategias deben tomar los estados en relación con esto.

Recordemos que las criptomonedas surgieron como un formato de moneda descentralizada, es decir, que no pueda ser emitida por ningún estado a nivel mundial. Por lo tanto, esto rompe con la lógica de las naciones en la actualidad, que tienen divisas que se emanan del Banco Central correspondiente a cada país.

Por lo tanto, todavía no hay demasiadas regulaciones en cuanto a los usos de estas divisas actuales, lo cual implica problemas de lavado de dinero, financiamiento al terrorismo y otros problemas significativos para los consumidores. Por lo tanto, hace falta un marco legal que pueda respaldar el buen uso de estas monedas.

Ahora bien, en México esto se conoce como Ley para Regular las Instituciones de Tecnología Financiera, conocida como Ley Fintech, que se promulgó en el 2018. Básicamente, obliga al Banco de México a que emita las regulaciones correspondientes para los activos digitales, como ocurre con las criptomonedas.

 

El buen uso de las criptomonedas y la normativa legal

Cabe destacar que esta ley todavía no afecta a las criptomonedas que están respaldadas con sistemas únicos, es decir, sin necesidad de un intermediario, ya que no hay manera de ver qué persona tiene un activo y quién no. Es lo mismo que ocurre con los billetes: los estados no pueden ponerse a investigar los ahorros en las casas de las personas.

Por lo tanto, el enfoque que buscan dar es que algunas plataformas puedan generar información para los estados, en caso de necesidad. Es decir, los reguladores estatales pueden solicitar datos a aquellas instituciones o empresas donde los usuarios se encargan de comprar unidades de crypto, para detectar posibles actividades sospechosas.

La idea es que en México se genere un marco legal para poder regular esta actividad, aunque sin comprometer el ahorro de los usuarios. Hasta el momento, no se ha hablado de un posible impuesto a la compra y venta de criptomonedas, pero también es una posibilidad para que los estados puedan nutrirse de dinero para llevar adelante sus políticas.

Sin dudas, habrá que ver cómo evolucionará esta situación dentro del territorio mexicano, pero esta situación puede servir para otros países que no sepan cómo regular este sistema.

Comparte